20 años de poemas

Luego de 4 años de haber publicado mi primer poemario y más de 20 años escribiéndolos les comparto alguno de ellos en mi blog. A ustedes que tan amorosamente me siguen y me leen. Aquí les comparto el lado más íntimo y arraigado de mi ser.

“Si un escritor se enamora de ti, jamás mueres”

Aquí va el primero.

Nos dijimos un día

sin reparar

en aciertos o errores

que este amor lo dejaríamos

para otra vida

suspendido en el aire

 

como si así tan ligero

no caería a estrellarse en el suelo

como si liviano

no trajera consigo

la carga de tantas nostalgias

y las ganas

después retomaríamos

sin dudar

un pasado jamás perdonado

ayer pensamos

que el mañana

en un lugar remoto

nos pertenecía

(y ya jamás nos dejaríamos)

Anuncios

Vivir en romance con nuestro cuerpo

La comida y nuestro cuerpo no deberían vivir en conflicto. No debería existir culpa o frustración a la hora de alimentarnos.

Todo lo contrario. Nuestro cuerpo y nuestra alimentación deben vivir en armonía y balance.

Debemos celebrar y agradecer el comer rico y saludable. Debemos disfrutarlo en pleno y con todos nuestros sentidos.

¿Será que la sociedad, las 10,000 dietas que circulan por todas partes, la obsesión por mostrar en fotos un cuerpo irrealmente perfecto parecen señalarnos lo contrario?

La vez pasada leí algo simple y que encontré tremendamente valioso.  Inmediatamente lo compartí con mis hijas.

Estas 10 auto afirmaciones, que aquí comparto con ustedes, son de Alejandro Jodorowsky y nos permiten tener un diálogo constructivo con nosotros mismos. Nos permiten re afirmar nuestro amor a nuestro cuerpo más allá de los standars que alguna moda pretenda imponer.

Tener estas afirmaciones a la mano y leerlas de vez en cuando nos puede ayudar a mantener y cultivar un romance perpetúo con nuestro cuerpo.

  1. Amo profundamente mi cuerpo.
  2. Me doy permiso para cuidarme.
  3. Los alimentos que consumo son sanos y equilibrados.
  4. Me alimento sin excesos. Tomo lo suficiente para que mi cuerpo funcione correctamente.
  5. Puedo disfrutar de una buena cocina y de exquisitos sabores. Atiendo plenamente cada bocado que me llevo a la boca.
  6. Los alimentos son para llenar mi estómago no otros vacíos de mi vida.
  7. Soy fuerte y estoy a salvo. No necesito grasa de más para protegerme o proteger alguna parte de mi cuerpo.
  8. Suelto todo lo que no es mío a nivel emocional. No cargo con grasas de más, como no cargo con problemas ni pesares ajenos.
  9. Me veo y me amo a mí mismo y soy visto por las personas que de verdad me aman. No necesito aumentar el volumen de mi cuerpo para ser visto. (tampoco disminuir el volumen de mi cuerpo para ser aceptado o pasar inadvertido)
  10. Mi corazón está lleno de amor, puede dar y recibir afecto sin límites. No necesito satisfacer con comida las carencias afectivas. (No necesito llenar expectativas ni standares de los demás)

Nuestro cuerpo es un hermoso templo. Es la máquina que nos permite correr, abrazar, saltar, bailar y amar.

Cuidarlo, conocerlo y amarlo es lo que nos va a permitir tener un romance eterno con él.

Captura de pantalla 2015-10-14 a las 22.23.32